domingo, 20 de septiembre de 2020

El MMS y la contradictoria mercadotecnia de la medicina alternativa

"Diles que Jesús te sana mientras bebes esto." Mark Grenon.

A la izquierda, el líder de la secta 
Génesis II, Jim Humble; a la derecha,
su acólito principal en el mundo 
hispanoparlante, Andreas Kalcker.
En mi familia tuvimos que estar completamente aislados gracias a que nos enfermamos de COVID-19 (tal como confirmó una prueba del Hospital Civil), y hasta hace unas semanas regresamos a la "normalidad" (afortunadamente, nadie desarrolló complicaciones). Lo que me pareció más interesante en esos días en que, hasta estar sentado en computadora era un dolor de cabeza y ojos asegurado, fue la cantidad de remedios y terapias alternativas que se nos ofrecieron tanto familiares como conocidos. Desde el té de limón hervido, cebolla con miel y limón, vitamina C,  homeopatía, plata coloidal, hasta dióxido de cloro o CDS (y esa última fue una recomendación tanto de una dentista antivacunas como por un contacto de facebook que solía ser un seguidor de la filosofía científica y hoy es un bleach boy).

Esta última, según he podido observar, es una de las terapias alternativas que mayor popularidad ha ganado en los tiempos de pandemia, aún cuando su origen, composición y propuesta, no solo son contrarios a los conocimientos de medicina basada en la ciencia, sino que también son contrarios tanto a la pretendida secularidad de las pseudoterapias "clásicas" como a su también conocida quimiofobia. Usado antes de la pandemia como una panacea que cura desde el cáncer al autismo, el auge del CDS (también conocido como MMS o solución mineral milagrosa) como tratamiento al COVID-19 solo nos viene a demostrar (¡una vez más!) lo poco que se ha entendido el mensaje del pensamiento crítico cuando de salud se trata.

jueves, 17 de septiembre de 2020

La "anomalía" doppler de Guanajuato... explicada

El 1 de septiembre pasado el radar doppler del estado de Guanajuato parecía haber detectado una clase de estructura invisible con forma de llanta dentada, de unos 300 kms de diámetro. Mientras algunos aseguran que se trató de un objeto físico y otros especulan sobre una anomalía electromagnética de origen siniestro, se sabe que "apareció" en el radar alrededor de las 8 de la mañana, permaneciendo visible por más de media hora. Así, aunque ni el servicio meteorológico ni los expertos en el tema se escandalizaron, las imágenes del radar comenzaron a circular por redes sociales, haciendo viral un conjunto de teorías de la conspiración que involucran ovnis, armas climáticas y "vibraciones" de geometría sagrada.

Según informa Daniel Antonio Valenciano, meteorólogo administrador de la página MeteoAlert Monterrey, la publicación original que inició todo dice lo siguiente:

La ciudad de Guanajuato, tema mundial: 
Se registra anomalía metereológica de 300 kilómetros sobre México, específicamente sobre el estado de Guanajuato y con epicentro en Guanajuato capital. El suceso tuvo lugar el martes 1 de septiembre de 2020, aparentemente entre las 7 y 9 horas, sin embargo algunos instrumentos de medición, incluido el NOAA de la NASA, reportan sólo una hora de duración de este fenómeno.Hasta el momento, los meteorólogos consultados no tienen explicación del evento, sin embargo, reconocen que fue real, sucedió, estuvo ahí, pero no tienen jodida idea de lo que pasó. 
Generemos Conversaciones del tema. 

Siga leyendo mi nota completa en Verificiencia

domingo, 16 de agosto de 2020

Los escépticos y la cuestión de Dios. ¿Son uno solo el movimiento escéptico y el ateísmo militante?

"Soy ateo y humanista secular, pero para mí está claro que el ateísmo es un albatros para el movimiento escéptico. Nos divide, nos distrae y nos margina. Francamente, [los escépticos] no podemos permitirnos eso. Necesitamos toda la ayuda que podamos conseguir." Daniel Loxton.

"Afirmar que el escepticismo está comprometido sólo con el "naturalismo metodológico" y no con el naturalismo científico (que resume la evidencia de la cosmovisión naturalista y critica el salto teísta / espiritualista más allá) es, creo, profundamente equivocado. Adoptar esta postura neutral en el medio cultural actual es una evasión; porque las afirmaciones religiosas cuestionables están proliferando a diario y no son evaluadas adecuadamente por científicos escépticos. En mi opinión, necesitamos investigadores más escépticos que posean la experiencia necesaria y sean capaces de aplicar sus habilidades de investigación a las afirmaciones religiosas. Esta indagación escéptica se necesita urgentemente hoy. Podría jugar un papel vital en el debate entre religión y ciencia." Paul Kurtz.

La gran mayoría de los escépticos suelen identificarse también como ateos y agnósticos. La pregunta es si debería mezclarse el movimiento escéptico con el movimiento ateo moderno, o seguir como caminos separados (con mucho en común) que persiguen objetivos diferentes. Los que responden "sí" a la última opción, cada vez son menos dentro de los foros y portales escépticos.

En el mundo hispanoparlante tal vez no es tan extraño que las asociaciones y páginas de escepticismo científico hablen sobre la existencia de Dios y cuestionamientos a la religión. En España tal vez autores como Gustavo Bueno y Gonzalo Puente Ojea, influyeron en este enfoque "extendido" del escepticismo hacia la religión, mientras que en Latinoamérica se ha tenido una fuerte influencia de los autores del nuevo ateísmo, principalmente de Richard Dawkins, Christopher Hitchens y otros. El nuevo ateísmo aparece casi al mismo tiempo que el escepticismo del ciberespacio, por lo que resulta completamente natural que estos autores fueran citados en los portales escépticos desde hace bastante tiempo.

Pero lo que tal vez muchos escépticos de esta última generación no son conscientes que, antes del 2000-2006, el movimiento escéptico casi no abordaba la cuestión de Dios. De hecho, las asociaciones escépticas, como CSICOP en EEUU o SOMIE en México, se veían de forma separada y con movimientos en paralelo a las ateas, como lo muestran American Atheist en EEUU y la AERM (que difundía los valores del humanismo secular) en México, trabajando de forma independiente. Aunque los escépticos, ciertamente en su mayoría, han sido ateos o agnósticos desde sus inicios, mucho tiempo se consideró que Dios y la religión eran temas que iban más allá de los objetivos de este movimiento.

martes, 7 de julio de 2020

¿Crímenes del ateísmo? El canal "Preguntas incómodas" mete la pata


Podría escribir sobre algunos de los mitos más risibles que se han inventado sobre el COVID-19 recientemente, pero no. Aquí estoy, nuevamente, haciendo el ingrato trabajo de criticar a supuestos críticos. Aquí viene nuevamente, la acusación de fuego amigo de un escéptico contra otros escépticos. Estaba revisando YouTube, cuando me topé con la extraña novedad del canal Preguntas Incómodas: "ERRORES del ATEÍSMO: cuando el CREYENTE es el PERSEGUIDO". Este canal, que constantemente asegura ser el "bastión iluminati del escepticismo y crítica de las religiones", tiene realmente mucho contenido ampliamente recomendable, y que personalmente he disfrutado en varias ocasiones. Este proyecto edutuber, creado por los comunicadores venezolanos Sabrina Tortora y Antonio Planchart, descansa en un principio que comparto: "[t]odo amerita ser analizado y cuestionado en un mundo lleno de dogmas, prejuicios y falsas creencias. Desde este pequeño rincón, hacemos preguntas incómodas como un intento de abrir los ojos ante muchas de las mentiras y medias verdades que rigen nuestra concepción del mundo." Y claro, esto incluye analizar y cuestionar al ateísmo.

Eso es lo que en el canal se había visto, por ejemplo, con "5 preguntas incómodas sobre el ateísmo", video que tal vez más de un ateo le encuentre puntos cuestionables, pero que en general, se aprecia bastante balanceado por sus argumentos, referencias y reflexiones. Sin embargo, en su más reciente publicación sobre los "crímenes del ateísmo", Tortora y Planchart parecen haberse basado en fuentes propias de un apologista religioso, antes que en las de historiadores confiables, pues han cometido el mismo gran error que cualquier apologeta de manual: presentar al ateísmo como una "corriente de pensamiento" al igual que las religiones. Y que como tal, esta otra corriente de pensamiento es capaz de inspirar atrocidades como dictaduras y genocidios.

martes, 30 de junio de 2020

Lovecraft: ¿el verdadero creador de los antiguos astronautas?

Publicado originalmente en el grupo Historia y Filosofía de la Pseudociencia.

Para aquellos que han estudiado los orígenes y la evolución (cultural) del fenómeno ovni, quizás, no es tan sorprendente argumentar que la ciencia-ficción y la fantasía fueron las que verdaderamente moldearon la ufología, sus especulaciones y sus principales historias. Una de las teorías pseudohistóricas más populares actualmente, es la que afirma que los extraterrestres pudieron haber visitado la Tierra siglos o milenios atrás, originando casi todas las mitologías, las cuales, según esta idea conocida como "teoría del antiguo astronauta", no serían historias inventadas por las primeras civilizaciones, sino relatos anecdóticos de la llegada de extraterrestres confundidos con dioses. Esta idea fue ampliamente difundida gracias al libro Chariots of the Gods en 1968, escrito por el entonces gerente de hotel Erich von Däniken. Pero, ¿en qué basó sus teorías von Däniken?

Ciertamente, no en investigación histórica ni arqueológica, dado que von Däniken jamás ha realizado nada parecido ni nunca se formó en antropología o arqueología para hacerlo. ¿Se basó en la literatura gótica y de ciencia-ficción? No es imposible, y el escritor y autor del blog Lost Civilizations Uncovered (acá la versión anterior), Jason Colavito, sostiene que el inspirador de la teoría del antiguo astronauta tuvo nombre y apellido, una personalidad en la literatura de terror: H. P. Lovecraft.

viernes, 26 de junio de 2020

Cómo identificar una teoría de la conspiración

Las teorías de la conspiración son un objeto de estudio cada vez más interesante e importante para distintas áreas científicas (desde la historia a la neurociencia cognitiva), principalmente, porque en nuestros tiempos han dejado de ser parte de la cultura marginal (como son lo paranormal y los ovnis) y se han convertido en peligrosas herramientas del discurso político, principalmente de la derecha que, aprovechándose de conspiranoias populares, como el pizzagate, el climategate, la teoría del gran remplazo, la ideología de género, el marxismo cultural o el invento más reciente, el Obamagate, confunden al público, infunden miedo y desconfianza institucional, y así ofrecen sus propias soluciones (conseguir más votos a su favor, achicar el poder del Estado, dotar de mayor libertad al mercado, o retrasar los procesos de legalización del aborto, del matrimonio y la adopción igualitaria, y de las regulaciones necesarias a las industrias). No solo eso, la conspiranoia forma parte fundamental de las variadas y nocivas manifestaciones del negacionismo, como lo son la negación del Holocausto, la negación del Holodomor, los movimientos tecnófobos (antivacunas, antitransgénicos y antiantenas), la negación del calentamiento global, y los recién nacidos negacionismos del COVID-19 y las teorías del conspiravirus.

Los estudios sobre la conspiranoia arrojan interesantes datos sobre la naturaleza del pensamiento conspiracionista y su relación con otras manifestaciones de la irracionalidad organizada, pero lo más preocupante es que parece la información obtenida no parece estar llegando a las calles. La pandemia actual solo ha demostrado la fuerza del pensamiento conspiracionista, con teorías que van de lo impactante a lo ridículo: de microchips dentro de la vacuna (que aún no existe) creada por Bill Gates contra el COVID-19, la propagación del virus a través de las antenas 5G (porque obviamente no es un virus, sino alguna otra cosa que propagan las antenas 5G), a las afirmaciones sobre hospitales genocidas donde matan a los pacientes para agregarlos a la lista de infectados y robarles líquido de sus rodillas (hay una conspiración opuesta: en realidad están muriendo más personas por COVID-19 y los gobiernos los están ocultando a propósito, porque aparentemente el desastre actual aún no es un escenario tan desastroso, así que debe haber un desastre aún mayor, pero encubierto). Las teorías del conspiravirus solo fomentan la desinformación, la desconfianza institucional y ayuda a que las personas no se tomen en serio la pandemia y sus medidas básicas para evitar el contagio. Es un hecho: las personas no saben identificar una conspiranoia sin la mayor base que un mensaje de Whatsapp.

Pero aún hay quienes siguen de frente a la lucha contra el pensamiento conspiracionista, y hacen todo para que la información llegue a la mayor cantidad de personas posible. En uno de los intentos más recientes, algunos de los colaboradores del portal Verificiencia tradujeron al español la Guía para las teorías de la conspiración, escrito por Stephan Lewandowsky y John Cook, del Center for Climate Change Communication de la George Mason University. Lewandowsky y Cook, ambos especialistas en el pensamiento conspiracionista y los movimientos negacionistas, elaboraron la guía en un formato accesible para todos, resumiendo los hallazgo de los estudios sobre la conspiranoia, para que cualquiera sea capaz de identificar una teoría de conspiración cuando cada que se tope con una.

lunes, 22 de junio de 2020

Nuevas fotografías de Nessie (demasiado buenas para ser verdad)

Recreación de un Plesiosaurus, por Mark Witton.
Publicado originalmente en el grupo La ciencia y los monstruos.

El cuento de Nessie es uno que se niega a morir, y que sinceramente, no creo que exista alguien que desee que muera. Hay que diferenciar el "misterio de Nessie" y el "cuento de Nessie" para mayor claridad: el "misterio" de Nessie era un conjunto de avistamientos populares que se dieron desde 1933 por unas cuantas décadas, que sugerían que había "algo" en el lago. Para los científicos esto, más que un misterio, era un problema que había que resolver: ¿qué es lo que estaban viendo las personas en el Lago Ness? ¿Qué mostraba la evidencia fotográfica ofrecida? La respuesta a estas preguntas se dio desde hace mucho (pueden observar peces, nutrias, troncos flotantes, reflejos, olas de embarcaciones, etc., y las fotografías no muestran nada más allá de eso, junto con los típicos fraudes), por lo que el "misterio"quedó resuelto. El "cuento" de Nessie, es la insistencia de unos pocos en creer que existe "algo" por descubrir en el Lago Ness, y que ese algo es monstruoso. Muchas personas buscan que el cuento siga siendo vendido como un misterio, al punto que en algún momento se ha mostrado cierta preocupación por la baja de avistamientos reportados en este siglo, que amenazan con acabar el cuento, algo que tendría también afectaciones económicas para muchos que viven del turismo en la zona.

Pero el cuento no muere, y se renueva cada cierto tiempo con algún nuevo documental, una nueva expedición científica, un nuevo video o una nueva foto.  Y precisamente se están dando a conocer unas nuevas fotografías que muestran una extraña joroba en el agua del famoso lago. Estas nuevas fotografías las da a conocer el "nessiólogo" Roland Watson, del blog "Loch Ness Msytery", y cuenta que fueron publicadas en el grupo de facebook "Anomalous Universe". Watson comenta que las fotos fueron colgadas en el grupo por una persona del sur de Inglaterra, asegurando que fueron tomadas durante un tur en el Lago Ness en septiembre pasado. Esta persona publicó las fotos preguntando si alguien podía identificar el tipo de pez que había captado.

sábado, 30 de mayo de 2020

¿Es momento de deshacernos de la teoría de las falacias? (Más unos comentarios escépticos)

Publicado originalmente en el grupo Historia y Filosofía de la Pseudociencia

El filósofo de la ciencia, Maarten Boudry, cuenta que durante un curso de pensamiento crítico impartido por él, a modo de actividad, mostraba primero la lista común de falacias lógicas y acto seguido, dejaba a sus alumnos algunas notas del periódico para que identificaran las falacias en las que caían tales escritos.

El problema, según dice, es que todos empezaron a ver falacias por todas partes... incluso donde no había alguna. Entonces, recurrió a un "viejo confiable" del escepticismo: El mundo y sus demonios, por Carl Sagan (1996), "quizás el trabajo más celebrado en la biblioteca escéptica, tiene una sección especial sobre falacias de razonamiento, como muchos otros libros en el género. Pero aunque Sagan enumera debidamente a todos los sospechosos habituales, nunca los pone a trabajar en el resto del libro. Su tratamiento se presenta como superficial, y apenas da ejemplos de la pseudociencia de la vida real. Al igual que muchos otros escépticos, Sagan inventa algunos ejemplos de juguetes, que son fáciles de derribar pero que en realidad no corresponden a argumentos de la vida real. Parece que Sagan está prestando atención a la teoría de la falacia, pero no le sirve en su trabajo de desacreditación."

¿Qué fue entonces lo que descubrió Boudry sobre la teoría de las falacias? "Ahora he llegado a creer que toda esta idea debería arrojarse por la borda", escribe. Antes de decirme las falacias en las que incurre Boudry, según tu sofisticado kit para detectar tonterías, lo más justo es dejar que Boudry se explique mejor:

viernes, 15 de mayo de 2020

Recordando a mis maestros

De acuerdo a una de las definiciones que ofrece el Diccionario de la Lengua Española, un maestro es aquella persona "de mérito relevante entre las de su clase." También es una "persona que enseña una ciencia, arte u oficio, o tiene título para hacerlo" o una "persona que es práctica en una materia y la maneja con desenvoltura." Muchos de nosotros, cuando hablamos de nuestros maestros, nos solemos referir a aquellas personas que se esforzaron en el aula de una escuela (mucho o poco) para enseñarnos alguna lección que, muy seguramente, no supimos apreciar en su momento, y que hoy recordamos con cariño y respeto. Tal vez recordamos a nuestros profesores de preparatoria o de universidad, quienes nos ayudaron a confirmar nuestro oficio o nuestra vocación, a través de clases que motivaban a todos. Pero junto a aquellos profesores, a veces recordamos también a las personas de las que aprendimos mucho sin haberlos conocido en persona.

Las definiciones del Diccionario admiten perfectamente este último grupo de personas que consideramos maestros. Y eso es lo que entiendo por "maestro". Es claro que, como todos, estoy en deuda con todos los maestros, cuyos nombres ya no recuerdo, que me enseñaron a leer, escribir, calcular o que por primera vez lograron que me interesara en alguna lección de física, de inglés o de historia. Nombrar a cada maestro que he tenido sería imposible en un artículo de blog. Aquí me limito solo a recordar a aquellas personas que ayudaron en mi formación, con lo que me identifico y lo que más disfruto en saber, siempre pidiendo una enorme disculpa a todos esos maestros que, por espacio o por amnesia, no aparecen aquí.

miércoles, 6 de mayo de 2020

La "invasión" del avispón gigante preocupa, pero tampoco es el fin del mundo

Como lo he comentado en otras ocasiones, soy un amante de los insectos (en general de todos los artrópodos, de hecho), y siempre me emociona saber que los insectos llegan a volverse noticia. Pero en estos días, la atención de los medios de comunicación sobre un insecto ha ido más lejos de lo que cualquiera podría pensar. Y es que hace no tanto se confirmó la existencia de nidos de avispones asiáticos gigantes en Washington, lo que ha disparado las alarmas tanto porque es una especie de importancia médica para los humanos, como por representar un riesgo a los ecosistemas y a la apicultura.

Los avispones gigantes están en mi top de los más bellos y fascinantes del reino de los insectos, tanto por su forma y tamaño, como por la manera en que sobreviven, lanzándose a sus presas directamente (en ocasiones, más grande que ellas) sin importar si se trata de otro insecto, un roedor o un pequeño lagarto. Pero si algo distingue a esta especie para los insectolovers, es su capacidad de hacer la guerra a colmenas de abejas melíferas y a otras avispas por igual. Pero es este último comportamiento el que preocupa a las autoridades norteamericanas, que se vuelva en una especie invasora causante de serias pérdidas económicas y ambientales.

Sin embargo, han salido muchos artículos periodísticos que rayan en el sensacionalismo y asustan a la gente con el mame del "Ahora el 2020 nos trae esto". Que el avispón asiático esté en América es tanto un problema como un enigma interesante, pero está lejos de representar una catástrofe como la que insinúan algunos portales, ya de por sí famosos por su falta de rigurosidad científica.

viernes, 1 de mayo de 2020

¿Es el Monstruo del Lago Ness un tiburón boreal?

Publicado originalmente en el grupo Historia y Filosofía de la Pseudociencia.

El rey de la criptozoología, el famoso Monstruo del Lago Ness, ¿podría ser un tiburón extraviado? Debo admitir que no había escuchado antes esta hipótesis hasta hace unas semanas, al descubrir un capítulo especial de la serie de Animal Planet, "Monstruos de Río", protagonizada por pescador profesional Jeremy Wade.

Como bien sabemos, a pesar de lo inverosímil que es la existencia de una criatura desconocida de grandes proporciones en el Lago Ness, eso no ha impedido que decenas de personas teoricen sobre lo que podría "esconder" el lago. Otros tantos (incluyendo organismos e instituciones como la National Geographic Society, la BBC, el Smithsonian, Science, Nature, etc.) han financiado estudios de reconocimiento en el lago (muchos de ellos, claro, con fines de investigación biogeográfica, pero que siempre se pronuncian sobre el querido Nessie) o expediciones directas a encontrar a la mítica criatura; y claro, existen miles de testigos que aseguran haber visto "algo extraño" en las aguas del lago.

viernes, 24 de abril de 2020

¿Ciencia neoliberal en México?

Ciencia neoliberal vs ciencia soberana, según Elena Álvarez-Buylla.
Por Mario Alberto Lozano González

Me interesa y me preocupa a la vez que la titular del Conacyt, Elena Álvarez Buylla, incluya en su agenda el combate a lo que llama “la ciencia neoliberal”.

Como cualquier persona, tengo mis prejuicios y predisposiciones. Por ejemplo, soy de los que sienten particular escozor con calificativos como “neoliberal” o “burguesa” para la ciencia. Les diré por qué.

lunes, 20 de abril de 2020

Dónde informarte sobre el COVID-19 sin morir en el intento

"El miedo es una respuesta protectora, pero también puede generar irracionalidad y, por lo tanto, volverse contraproducente. El miedo también es una herramienta evolutiva contundente que no funciona bien en situaciones complejas que requieren matices y cálculos. Estamos viendo que esto se desarrolla en muchas formas en todo el mundo frente a la pandemia de COVID-19."  Steven Novella.




Actualmente, el mundo sufre el azote de dos pandemias: una es causada por el contagio de un virus, la otra, es el contagio masivo de las mentes de millones con desinformación, amarillismo, conspiranoia y tergiversaciones. En ambos casos, el agente infeccioso (fisiológico y cultural) es potencialmente letal. Es difícil asegurar que una es más nociva que la otra, pues en realidad van de la mano, haciendo que la probabilidad de aumentar el número de contagios de manera exponencial (e irresponsable) sean cada vez más altas. Basta con mirar las manifestaciones en EEUU contra la cuarentena (fomentadas por Donald Trump), que deberían tener el récord del año en ser la acción colectiva más evidentemente estúpida; o la reciente emisión del noticiero estelar de TV Azteca, en México, llamando a desobedecer e ignorar las conferencias que ofrece la Secretaría de Salud todas las tardes, basándose en fake news sobre el subsecretario de salud y en generalidades cuestionables de un gobernador (y con fuertes sospechas de un conflicto de interés por parte de Grupo Salinas); o las afirmaciones del presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, alegando que los trabajos deben mantenerse por encima de la seguridad de los ciudadanos.

Los ejemplos de bulos, desinformación, escándalos, medias verdades, amarillismo y oportunismo pueden multiplicarse fácilmente por cientos. Para tener alguna noción del problema tan solo en México, según investigadores de la UNAM, el país es el segundo lugar con más fake news compartidas por redes sociales. Las personas obviamente están deseosas de información, se encuentran preocupadas por la pandemia y esperan que pronto acabe. Pero muchas veces, ya sea por coincidir con prejuicios y sospechas personales o por puro miedo, las personas no distinguen entre notas con información seria y aquellos fraudes que se viralizan causando aún mayor miedo y sospechas que terminan transformándose en las acciones perjudiciales arriba citadas.

Sabemos bien que, entre personas que ya creen en teorías de la conspiración, el presentar datos que etiquetan como "oficiales" será un ejercicio inútil. Pero no podemos dejar de insistir en verificar las fuentes, juzgar críticamente y siempre de acuerdo al mejor conocimiento científico disponible, y por esta razón, les comparto algunas páginas basadas en la ciencia que llevan doble esfuerzo: por un lado, informan sobre lo que científicamente sabemos sobre el COVID-19, y por otro, hacen la titánica labor de desacreditar bulos y fake news.

viernes, 17 de abril de 2020

Una guía escéptica (incompleta y subjetiva) para el debate político en redes sociales

Publicado originalmente en mi perfil de facebook.

Debo admitir que durante preparatoria y mis primeros semestres en la licenciatura, me mantuve firme en mi convicción de no entrar en debates relacionados con la política, a no ser que la política fuera un segundo término (como las discusiones sobre la intromisión de la religión en el Estado laico, o las pseudoterapias en el servicio de salud pública. Pensaba que la política era un tema donde la subjetividad juega más que la objetividad y el razonamiento crítico. Y sigo creyendo que eso es verdad en gran parte, pero ahora ya no pienso que eso signifique que no sea importante.

La política juega un papel importante, y no solamente influencia la investigación científica, sino que influye en la sociedad completa, y en sus distintas actividades, sean la economía o las artes, la religión o el deporte. Sin importar el tema (incluso en ciencia y filosofía), la política está ahí. Y los debates políticos suelen verse llenos de polarizaciones causadas por las emociones que provoca en el público que siempre se encontrará a favor o en contra de una ideología, un gobierno, una política-económica, un partido político, una iniciativa o un líder. 

En México, durante los últimos años, se ha venido dando una polarización en la opinión pública debido a diversas variables relacionadas con el actual gobierno, que van desde fake news, tergiversación y sensacionalismo por parte de medios "opositores", hasta ineptutid, recortes en áreas como ciencia, salud y cultura por la llamada "austeridad republicana", serios fallos económicos y sociales, incumplimiento en las propuestas de campaña más relevantes y hombres de paja lanzados desde el micrófono del presidente con enemigos de los que no se distingue bien qué tan reales son (los fifís, los conservadores, los neoliberales...) y cuán culpables son de la situación actual del país.

Antes de debatir a favor o en contra del presidente, de su partido, de sus iniciativas o de sus opositores, les propongo prestar atención a los siguientes consejos (basados en mi experiencia y mucho o poco conocimiento en política), para así aspirar a un debate con auténtico contenido y que no termine siendo solo un hilo enorme de dimes y diretes en tu perfil personal. Antes que cualquier apoyo a cualquier partido político o la adhesión a cualquier ideología política, nunca hay que olvidarnos del respeto por la claridad, la rigurosidad y los hechos del mundo real.

miércoles, 15 de abril de 2020

Hombre lobo... de Europa a Chiapas


Esta semana la pandemia de coronavirus continúa encendiendo alarmas en México y en todo el mundo, a la vez que comienzan a presentarse sucesos curiosos en varias partes, relacionados con ovnis y fenómenos paranormales. El más interesante de los últimos días en el país, a mi parecer, ha sido el del poblado de Coita, en Chiapas, donde los lugareños han reportado el avistamiento de un hombre lobo. Tan cómico como nos pueda parecer, para los habitantes de Coita es un asunto serio que los ha tenido despiertos por varias noches, y ha alterado el grado de calma que pudiera haberse tenido con anterioridad. Se ha informado de disparos por las noches, y las autoridades locales patrullan las calles para calmar a las personas que se encuentran sinceramente aterradas por la supuesta criatura.

El trabajo de todo buen escéptico no consiste en reírse de los demás por anticipado, sino en investigar los alegatos de los presuntos testimonios y ubicarlos en un marco general (es decir, saber identificar el contexto, el origen de los supuestos avistamientos, sus posibles variables y la explicación física, histórica o psicológica del fenómeno). Es obvio que las explicaciones que se puedan dar tendrán poco qué ver con una entidad mitad humano mitad animal, lo que no significa que deja de ser importante y hasta fascinante.

Para consultar más rápido